El peligro de las antenas. Telefonía para todos.

Estamos en el boom de los teléfonos móviles, y no es que todos tengamos un teléfono móvil, sino que todos buscamos teléfonos móviles con tecnología 3G, servicios de internet y todo lo que nos puedan ofrecer. Aunque desconocemos el peligro de las antenas, telefonía, internet y servicios digitales es lo que queremos.

Además de los móviles, Internet lo utilizamos en bastante momentos de nuestro día a día, y si no tenemos un ordenador de sobremesa, tenemos portátil y a lo mejor también tablet o ipad. Todo ello ha hecho multiplicar el uso de antenas para soportar toda esa demanda digital.

 

Las antenas de telefonía

Antenas telefoníaEn los últimos años las antenas de telefonía, transformadores, líneas de alta tensión, teléfonos inalámbricos, todos ellos pueden afectar gravemente a nuestra salud, debido a los campos electromagnéticos que contienen.

Es cierto que ganamos muchas ventajas con el uso de las nuevas tecnologías, sobre todo internet y todos los dispositivos inventados con el fin de hacernos más fácil la vida, sin embargo, nuestro organismo está capacitado para soportar unos niveles de electromagnetismo concretos y con el uso de esta nueva tecnología estamos haciendo llegar al límite estos niveles.

Sufrir radiaciones eletromagnéticas puede generar en nuestro organismo estados de cansancio, depresión, falta de apetito, inapetencia sexual, dolor de cabeza, falta de concentración o insomnio entre otros síntomas, en los casos más graves puede desembocar en cáncer o en enfermedades neurodegenerativas.

 

La importancia de la medición

Antenas telefoníaExisten empresas como Bioeléctrica, dedicadas al cuidado de estos niveles y a la prevención de males mayores. Por ello, ofrecen en sus servicios la medición de las cuotas de electromagnetismo de nuestro entorno para evaluar la situación de riesgo.

Empresas como Bioeléctrica que emprenden una lucha contra la electromog son pioneras en este sector ofreciendo a los clientes maneras sencillas y baratas para limpiar sus instalaciones eléctricas de innecesarios valores eletromagnéticos. Por ello es recomendable estar informados sobre la existencia de estas fáciles medidas para proteger su salud y de cuantos estén en su casa.

Por ejemplo, pueden adquirir filtro de red antiespurias para limpiar la instalación eléctrica de las altas frecuencias. Y eso tiene un coste medio de 15 euros tan sólo. Además de encontrar fundas para móviles que inhiben la transmisión de frecuencias electromagnéticas nocivas para nuestro organismo.

Para sustituir los teléfonos inalámbricos desprotegidos tenemos la posibilidad de optar por los teléfonos ecológicos, perfectamente preparados para transmitir mínimas señales electromagnéticas.

Y si le preocupa de verdad la salud de su hogar y los suyos, le interesará el medidor personal, con el que podrá comprobar de forma cómoda la seguridad de los espacios en los que esté.

Igual que la revolución del mundo digital está marcando nuestra era, tenemos que hacerlo de forma responsable sobre todo para nuestra salud.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.